Naturaleza en autocaravana: el Parque Natural de las Lagunas de Ruidera

Naturaleza en autocaravana: el Parque Natural de las Lagunas de Ruidera

Situado entre las provincias de Albacete y Ciudad Real, recorre 25 kilómetros y está formado por 15 bellas lagunas de destacada profundidad. Éste conforma uno de los espacios naturales húmedos más importantes de la Península Ibérica y un destino donde disfrutar de la naturaleza en autocaravana más sorprendente: el Parque Natural de las Lagunas de Ruidera.

Belleza, naturaleza y paz. Estas son las palabras que definen perfectamente un viaje en autocaravana al Parque Natural de las Lagunas de Ruidera, una reserva de la biosfera de 3.772 hectáreas situada entre las provincias de Albacete y Ciudad Real. Formado por 15 lagunas que se reparten entre los municipios de Ruidera, Alhambra, Villahermosa y Argamasilla de Alba en Ciudad Real y Ossa de Montiel, en la capital de la Comunidad, se trata de un espacio natural protegido que cuenta cada año con más de 400.000 turistas que deciden visitar uno de los enclaves más importantes y bellos de toda Castilla La Mancha.

Las 15 lagunas que lo conforman se reparten a lo largo y ancho del valle del río Pinilla o Guadiana Viejo, como popularmente se le conoce, y se encuentran separadas y conectadas entre sí por barreras de tierras y piedra que conforman a su vez cascadas y arroyos, un destino en autocaravana espectacular. Un trayecto fluvial al que se une el embalse de Peñarroya y donde en su transcurso baña monumentos arquitectónicos tan famosos en la región como las ruinas del castillo de Rochafrida, el castillo de Peñarroya del siglo XI y la casa del Rey en el pueblo de Ruidera.

Zona autocaravanas Parque Natural de las Lagunas de Ruidera

Un espectacular espacio natural que visitar en autocarvana, incluso, ha servido como plató de cine para películas como “Miguel y William” sobre la vida de Cervantes y Shakespeare y “El Capitán Trueno”. Blanca, Conceja, Lengua, Salvadora, Tomilla, Tinaja, Redondilla, Cogada, Batana y Santos Morcillo en Albacete, y Coladilla, Cenagosa, Embalse de Peñarroya y Del Rey, en Ciudad Real es el nombre de sus lagunas, que suman una capacidad de 23,06 hm³, una capacidad que les sitúa por encima de un elevado número de embalses medianos de España.

El Parque Natural de las Lagunas de Ruidera puede presumir de una gran extensión que abarca hasta 25 kilómetros y se trata, hoy en día, de uno de los espacios naturales húmedos más interesantes y espectaculares de toda la Península Ibérica que visitar en autocaravana. En él se dan más de 800 especies naturales, donde prima una vegetación meseteña y mediterránea. La encina es el árbol más numeroso y la sabinas ocupa los lugares más altos y frescos del Parque, y en las orillas de las lagunas, los árboles de ribera pasan a ser los absolutos protagonistas. Carrizos, juncos, chopos, masiegas y el denso matorral formado por aliagas y espinos, entre otros, conforman la bella estampa que ofrece el Parque a sus visitantes.

Parte este del Parque Natural de las Lagunas de Ruidera

Con una temperatura media de 14ºC, la primavera es la mejor época para comprobar el esplendor de este envidiable entorno castellanomanchego en un viaje en autocaravana, antes de las altas temperaturas que puede llegar a soportar en verano. Y aunque las lluvias no son muy abundantes, son suficientes para que diferentes especies animales habiten esta zona durante todo el año. Entre ellas, la carpa o el lucio en sus aguas, el zorro, el conejo, los murciélagos, la gineta o el ratonero común y aves como las rapaces, garzas o el típico canto del ruiseñor. Sin duda, una escapada natural para no olvidar rodeada de armonía y relax con el medio ambiente.

Parque Natural Lagunas de Ruidera. Albacete y Ciudad Real.

El Parque Natural de las Lagunas de Ruidera no es solo contemplar uno de los parajes más espectaculares del oeste de la Península sino también disfrutar de una completa oferta de ocio, cultura y gastronomía como destino en autocaravana. Alrededor de este, se ha potenciado en los últimos años una interesante propuesta de entretenimiento que ha sido capaz de convertir muchos de sus rincones en auténticas atracciones turísticas tanto para foráneos como para turistas de otras partes de España, y con un turismo extranjero cada vez más interesado en diferenciarse del sol y playa que predomina en el país.

 

Share this post